22 de febrero de 2015

A UN HOMBRE BUENO, EN EL 76º ANIVERSARIO DE SU MUERTE



Y cuando llegue el día del último viaje,
y esté al partir la nave que nunca ha de tornar,
me encontraréis a bordo ligero de equipaje,
casi desnudo, como los hijos de la mar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada